Guarderia en la nieve

Guarderia en la nieve
Actualmente en los lugares donde se enseña a esquiar, en las estaciones de esquí y donde las personas disfrutan de este deporte de montaña, sobretodo en invierno, también se ha pensado en los niños de las distintas edades.
Están las guarderías de nieve, son para niños pequeños, donde son cuidados mientras los padres disfrutan del esquí.

Los jardines de nieve, son para niños no tan pequeños, y es el paso previo a la escuela de esquí, que comienza a los tres años, y es cuando el niño tiene su primera experiencia con la nieve y con el esquí.
Tiene como objetivo cuidar responsablemente a los niños, mientras los padres disfrutan del deporte, e iniciarlos en un nuevo deporte, que para algunos es desconocido totalmente.
Estas guarderías y jardines de nieves tienen una infraestructura cómoda y segura para que los pequeños se sientan en un medio confortable, agradable y acogedor.
Los jardines de nieve están ubicados en un terreno llano, con una pequeña pendiente y una contrapendiente, bien cerrado y vallado.
La entrada al lugar está bien controlada por seguridad y tranquilidad para los padres, sólo entran los padres de los niños acompañados, cada niño debe estar identificado y controlado.

También tienen un refugio confortable para descansar y para estar los días con mal tiempo.
La atención a los niños es muy profesional, atendidos por profesionales con experiencia, siempre estarán atendidos según su edad y sus condiciones físicas.
Primero juegan con la nieve, realizando bolas y muñecos, se le colocarán pequeños esquíes especiales para ellos y se les permitirá caerse para que sea divertido y vean que la nieve es blanda.
Según la psicomotricidad de cada niño serán sus avances.
En los juegos se emplearán accesorios como globos, palos, pelotas y otros.